Blog

terapia Gestalt Espaipertu

¿Para qué formarse en terapia Gestalt?

¿Qué es la Terapia Gestalt?

La Terapia Gestalt forma parte de la corriente de Psicología Humanista, y tiene sus orígenes en la filosofía existencialista, la fenomenología, el teatro, el psicoanálisis, la psicología de la forma y otras corrientes orientales. Surgió alrededor de los años 50 con Fritz Perls, Laura Posner y algunos intelectuales más de su entorno.

El enfoque gestáltico o la filosofía de la Terapia Gestalt es totalmente holístico, teniendo en cuenta la totalidad y la complejidad del ser humano. Es decir, trabaja en todas las esferas de la persona: mental, emocional, corporal y espiritual.

La Terapia Gestalt se basa en los siguientes principios básicos:

  • Vivir “aquí y ahora”, priorizando el presente frente el pasado y el futuro; y lo real frente a la fantasía.
  • Vivir en la aceptación y en la atención de la experiencia aprendiendo el arte del “darse cuenta”.
  • La responsabilidad como hecho básico y necesario para el bienestar y una vida plena.

“Ser responsable conlleva estar presente, estar aquí. Y estar verdaderamente presente, es estar consciente. A su vez, estar consciente es una condición incompatible con la ilusión de irresponsabilidad por medio de la cual evitamos vivir nuestras vidas”

Claudio Naranjo

En Terapia Gestalt, la persona terapeuta es el mayor instrumento para la terapia, y por ello, durante la formación como terapeuta, además de aprender técnicas, se trabaja con un@ mism@, para ser una persona más libre y con mayor conciencia y bienestar.

“La Terapia Gestalt no es un conjunto de técnicas sino la transmisión de una actitud, una forma de estar en la vida”.

Claudio Naranjo

El viaje de la formación en Terapia Gestalt:

“Tres años para descubrir quién eres, aprender a relacionarte y ayudar a los demás”

La formación de la Terapia Gestalt es un viaje vivencial, compartido y único. Si bien es cierto que cada proceso individual es un universo, los viajes de formación gestáltica van acompañados de:

  • Una transformación personal hacía una vida más consciente y sana.
  • Una mayor libertad y flexibilidad del propio carácter, a través del darse cuenta, la aceptación de lo que somos y del encuentro con nuestra verdadera esencia.
  • Una recuperación de la energía vital, gracias a cerrar asuntos pendientes del pasado y convertir nuestras heridas en nuestro mayor patrimonio.
  • Una revisión del contacto entre las personas y el mundo que nos rodea (nuestras relaciones, nuestra forma de vivir, nuestros patrones). Y tras la revisión, la oportunidad de hacer de forma diferente aquello que ya no es útil y nos hace daño.
  • Una mayor autenticidad y el propio permiso a ser quienes somos y quienes queremos ser.
  • Una mayor presencia y capacidad de autosuperación tomando conciencia de las propias luces y sombras, e integrando todo lo que somos para nuestro propio bien y el del mundo.
  • Un conjunto de herramientas prácticas, teóricas y vivenciales que te ayudan a vivir más plenamente y a acompañar a otras personas y procesos como Terapeuta.

La formación en Terapia Gestalt es un laboratorio seguro y contenido, dónde poder atreverse a viajar hacia el interior y encontrar en él, los tesoros más preciados que además, después te ayudaran a acompañar  a los demás.

La formación esta avalada por la AETG (Asociación Española de Terapia Gestalt) por lo que, al finalizar el viaje, puedes disponer del título que te permitirá ejercer de terapeuta (cumpliendo todos los requisitos que se requieren para ello).

La importancia del grupo terapéutico

El trabajo vivencial en grupo,  el contacto y el formar parte de un grupo, toca una de las necesidades más profundas que tenemos como seres humanos: la pertenencia.

El sentirse perteneciente es una de las herramientas centrales de la Terapia  Gestalt y es el espejo más importante que capacita a la persona para  posibilitar el darse cuenta de que hace y como lo hace. Como seres sociales que somos, el poder sentirnos pertenecientes y el sanar a través de los distintos vínculos que se generan durante la formación en el grupo, es una de las claves para la transformación y el crecimiento personal. También lo es para el descrecimiento del ego, proceso importante durante el viaje formativo.

Así, el trabajo el personal va acompañado de la experiencia grupal. Cuando el grupo sana, la persona sana, y viceversa. Además, el grupo posibilita poner a prueba nuestros límites de crecimiento y dar paso al desarrollo de todas nuestras potencialidades.

”El proceso creativo en terapia Gestalt”, el grupo no es solo un lugar donde la persona se siente acogida, sino un espacio de creación en común”

Zinker

¿A quién va dirigido?

Personas interesadas en su propio crecimiento personal y espiritual, que desean mejorar su calidad de vida y sus relaciones.

Profesionales del ámbito de la salud, educación, intervención social o cualquier profesión relacionada con la atención y el cuidado de las personas.

Responsables de grupos y/o otros perfiles que requieran de una aproximación existencial y real del ser humano.

 

¿Por qué realizar la formación en Espaipertu?

El formato que realizamos en Espaipertu es de un fin de semana al mes (Viernes tarde, Sábado mañana y tarde, Domingo mañana) y de un solo grupo por curso, permitiendo esto conservar el ambiente familiar y cuidado por parte del equipo de terapeutas que damos vida a Espaipertu, como  por  el equipo que imparte la formación desde  Cercle Gestalt.

Imprescindibles para mantener la calidad y la calidez humana, tratándose esta formación de una terapia humanista. Además, todos los miembros del equipo de terapeutas estamos comprometidos con nuestro propio proceso terapéutico y con el proceso formativo, siendo el acompañamiento  de la formación de alta congruencia y profesionalidad.

“Ser terapeuta es ser persona”

Apostamos por un formato intensivo de fin de semana por las características del propio viaje formativo, dónde al sumergirse en las aguas profundas del propio interior y del grupo, se necesita un espacio/útero contenedor dónde sostenerse sin prisa para transitar y transformar. Y para ello, es necesario el tiempo suficiente y la energía contenida que se consigue a través de esta modalidad.

Somos una centro pequeño y familiar, dónde la coherencia y la humanidad, son características transversales a toda nuestra acción y palabra. Como Claudio Naranjo decía:

“Ser terapeuta significa desarrollar la cualidad natural que tiene el ser humano de ayudar a otro”.

Si te a gustado este texto puedes compartirlo o comentarlo, te agradeceré que indiques la autoría, ya que hay un tiempo y una energía propia en él. Gracias !

Seguimos

 

Equipo Espaipertu Institut

 


Licencia de Creative Commons
¿Para qué formarse en terapia Gestalt? by Espaipertu Institut is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¡Contacta!