¿Qué está sucediendo con la pareja en nuestra sociedad?




Categoría: Pareja
Temas relacionados: sucediendo, la pareja, nuestra sociedad

Las vacaciones y la pareja


Las vacaciones son tiempo de descanso, de estar en familia y a la vez, de romper con las rutinas cotidianas y compartir más tiempo con la pareja. Este hecho puede hacer surgir con facilidad más discusiones de lo habitual, se hacen más evidentes las diferencias de gustos, costumbres o necesidades entre los cónyuges. Las vacaciones podrían ser un buen catalizador para poder conocer cuál es el origen del problema, ya que en este periodo de tiempo es cuando las parejas se llegan a conocer en más profundidad.

 

A pesar de las facilidades que existen para separarse hoy en día, considero que se debería tener más paciencia y tolerancia, aprendiendo a aceptar la desilusión que conlleva ver que el otro no es como yo había creído y dejar de creer que existe el príncipe azul o la mujer súper perfecta que nos contaban de pequeños en los cuentos, entonces daremos un gran paso para aceptar a la persona que está con nosotros con todas sus virtudes y también con todos sus defectos. Las parejas pueden superar sus dificultades si hay un verdadero amor entre ellos y si los dos están dispuestos a responsabilizarse de su parte de la relación, de nada sirve ir culpando al otro de mi desdicha ni ir cambiando de relación si no soy capaz de asumir mi imperfección y también tolerar la del otro.

 

Tener una relación de pareja sana parte de poder encontrarnos desde un nivel que nos pueda permitir comprender y sobre todo aceptar que nuestra pareja tiene sus gustos propios, sus aficiones y creencias y que si lo acepto y respeto podemos llegar a recorrer el camino juntos, con más plenitud y bienestar emocional. Parafraseando a Virginia Satir: “La diferencia nos ofrece emoción, interés y vitalidad; por supuesto también provoca algunos problemas. El reto es encontrar la manera de resolver nuestras diferencias constructivamente”. Si no es así, si creemos que el otro va a dejar de por vida sus gustos y aficiones estamos construyendo un camino de desamor.

 

La pareja debería ser como un baile, primero lleva uno y luego el otro. Es importante aprender a encontrar un equilibrio entre el espacio individual de cada miembro y el espacio común de la pareja, para ello es bueno que haya una comunicación clara y fluida, y una escucha verdadera. Es tan importante saber escuchar qué quiere el otro, como aprender a expresar lo que uno desea y poder complacer también sus gustos y necesidades, es un constante intercambio, de dar y recibir en equilibrio y armonía. Enriquecer el vínculo es un trabajo mutuo que conlleva amistad, comunicación, sinceridad, admiración por el otro más allá de la perfección. El amor y el respeto nos enriquecerán para seguir en camino. Creciendo hacia el amor consciente, junto al otro.



Categoría: Pareja
Temas relacionados: Las vacaciones y la pareja

La Familia y el Burro


Había una vez un matrimonio con un hijo de doce años y un burro. Decidieron viajar y conocer el mundo.
Así, se fueron los tres con su burro.

Al pasar, por el primer pueblo la gente comentaba:

"Mira ese chico mal educado; él arriba del burro, y los pobres padres, ya grandes,llevándolo de las riendas."

Entonces la mujer le dijo a su esposo: no permitamos que la gente hable mal del niño.
El esposo lo bajó y se subió él.

Al llegar al segundo pueblo, la gente murmuraba:

"Mira que sinvergüenza ese tipo; deja que la criatura y la pobre mujer tiren del burro, mientras él vá muy cómodo encima."

Entonces tomaron la decisión de subirla a ella al burro, mientras padre e hijo tiraban de las riendas.
Al pasar por el tercer pueblo, la gente comentaba:

"Pobre hombre. Después de trabajar todo el día, debe llevar a la mujer sobre el burro! y pobre hijo ¡qué le espera con esa madre!"

Se pusieron de acuerdo y decidieron subir los tres al burro para comenzar nuevamente su peregrinaje.
Al llegar al pueblo siguiente, escucharon que los pobladores decían:

"Son unas bestias, más bestias que el burro que los lleva, van a partirle la columna!"

Por último, decidieron bajarse los tres y caminar junto al burro.

Pero al pasar por el pueblo siguiente no podían creer lo que las voces decían sonrientes:

"Mira a esos tres idiotas: caminan, cuando tienen un burro que podría llevarlos."

Conclusión....

Siempre te criticarán, hablarán mal de tí y será difícil que encuentres alguien a quien le conformen tus actitudes.

Entonces:

¡Vive como creas!

¡Haz lo que te dicte el corazón!

¡Haz lo que sientas!

Una vida es una obra de teatro que no permite ensayos.
Por eso:

Canta, ríe, baila, ama...y vive intensamente cada momento de tu vida antes que el telón baje y la obra termine sin aplausos!!!


Categoría: Cuentos Terapéuticos
Temas relacionados: La Familia y el Burro

¿La terapia gestalt a quién va dirigida?


La Gestalt va dirigida a personas que quieran encontrar claridad sobre sus conflictos, con ellos mismos o con su entorno, cerrar temas que en el día de hoy le siguen doliendo de su pasado, muchas veces de forma inconsciente, entender cómo ese pasado influye en ellas en el día a día, y fomentando el integrar pensamientos y sentimientos, en el aquí y ahora. Saber cómo llegó al día de hoy y en la situación concreta en la que se encuentra, encontrar su propio auto apoyo y poder decidir y saber cómo ir hacia lo que desea. 



La Gestalt también acompaña a personas que tienen problemas físicos creados por la tensión psicológica, no pueden establecer o mantener relaciones amorosas o de amistad, no saben lo que les pasa pero sienten mucha angustia que les paraliza o les impide pensar con fluidez y relacionarse con normalidad, atraviesan una crisis de pareja (divorcio, separación, duelo…) que les está afectando a la autoestima, y se sienten perdidos y deprimidos, personas que sientan angustia y ansiedad sin encontrar un motivo aparente no pueden contener las lágrimas por cualquier asunto, sienten que se deprimen, que les falta energía, ilusión por la vida.... En la base de la terapia Gestalt está implícito el proporcionar los medios necesarios para que la persona sea capaz de tomar consciencia de sí misma, facilitando así el proceso de maduración y responsabilidad individual.

Pretende sacar a la luz Gestalts inconclusas que no nos dejan ser felices en el aquí y ahora, ayudan a darse cuenta de las propias resistencias y a promover una mayor toma de consciencia. La suma de un buen trabajo personal lleva a facilitar que las personas disfruten del aquí y ahora, de su momento presente y que sean responsables de su propia vida y de sus decisiones.

Para conseguirlo, la persona en terapia Gestalt, tiene que arriesgarse a compartir sus propios pensamientos y sentimientos, y sobretodo saber que el terapeuta la acompaña en su proceso personal para encontrar la paz y el equilibrio, y que será ella la que realmente haga el trabajo interno, ya que el verdadero cambio lo hace la persona desde su interior, cuando realmente esté preparada y haya decidido mentalmente y corporalmente dar un gran paso hacia la vida.



Categoría: Terapia Gestalt
Temas relacionados: A quién va dirigida, Gestalt

Las emociones



Al sentir una emoción que nos disgusta, como miedo o enfado, queremos controlarla para que desaparezca. Pero así sólo se intensifica. El mejor camino es ayudarla a madurar.
La melancolía, la ira, la ansiedad o el miedo son manifestaciones de nuestra mochila personal y de las circunstancias que nos rodean. Bien utilizadas, pueden impulsar nuestro crecimiento personal.
El hallazgo de los últimos años, es que las emociones contribuyen a nuestra inteligencia y nos empujan a resolver conflictos y avanzar.
En la escuela se valoraba mucho todo el conocimiento intelectual, nuestra cultura se basa en la razón y devalúa el conocimiento que proviene de las emociones, el gran desafío en el que nos encontramos en la actualidad es aprender a reconocer, gestionar y manejar nuestras emociones, desarrollar habilidades para comprenderlas y usarlas a nuestro favor.
Se puede empezar por reconocer cada emoción que vivamos, ponerle nombre, describirla y reconocer en que parte del cuerpo la sentimos. Para luego indagar sobre la causa que la ha provocado y las experiencias del pasado que pueden estar alimentándola.
Cooperar con las emociones que nos perturban es inteligente porque señalan qué nos está afectando y cómo podemos compensar una situación que nos ha desestabilizado. Una emoción se puede ir de verdad, cuando se le ha dado un lugar a lo que tienen que decirnos. Negarse a escucharla y creer que desaparecerá es obviamente una ilusión, es como si el cartero te trajera una factura y tú, por miedo a recibirla porque no tienes dinero, no abres la puerta y eliges sistémicamente no ver ni pagar la factura. La carta quedara en tu buzón, puede que se llene de más avisos hasta que llegue el día que llegues a casa y no tengas luz.
Nuestro cuerpo también nos avisa constantemente de todo lo que es importante de atender en nosotros, todo aquello por lo cual debería recibir nuestra atención, muchas veces por miedo a no saber que hay allí o no saber cómo hacerlo, nos negamos a escuchar las señales de nuestras emociones igual que la persona del ejemplo no quería recibir la factura.

¿Qué podemos hacer para reconocer nuestras emociones?
Cada vez que percibas una emoción, una irritación, una pequeña punzada en el pecho, una opresión en el corazón, un rechazo, un sentimiento de abandono, un atisbo de tristeza, una gran ilusión por conseguir algo, párate un momento, escúchate, siente que hay allí, respíralo, dale un espacio, no intentes ocultarlo. Acéptalo, Si lo ocultas o huyes de hacerte consciente, lo que haces es reprimirlo y se queda registrado en tu cuerpo, ese sentimiento no resuelto volverá a surgir una y otra vez cuando se le brinden oportunidades puede que en situaciones distintas o de formas distintas.

Categoría: Terapia Gestalt
Temas relacionados: Las emociones

PÁGINA: Primera Anterior 1 2 Siguiente Final
Espaipertu. Centro de Terapia y Formación
C/ Marià Sans, 19. 08402. Granollers (Barcelona)
93 879 56 84 / 663 640 490
info@espaipertu.com